Tags:

Aprendieron de los errores

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterEmail to someone
aprendieron de los errores

Los dirigentes aprendieron de los errores y se anticiparon a posibles conflictos renovando los vínculos de varios futbolistas que representan el futuro del club.

En los últimos meses renovaron las cinco joyas, una muestra de que los dirigentes aprendieron de los errores

La dirigencia encabezada por Rodolfo D’Onofrio viene haciendo una gran gestión, pero a todos los hinchas le quedó la espina de ver cómo muchos futbolistas importantes se fueron libres sin dejarle dinero al club.

Ariel Rojas fue el primero, luego lo siguió Carlos Sánchez y finalizaron esta malaria Marcelo Barovero y Leonel Vangioni, hace algunos meses (Leandro Chichizola y Lucas Boyé también se fueron libres). En todos los casos, el Millonario no pudo decidir sobre sus futuros ya que con varios jugadores, las negociaciones para renovar los vínculos comenzaron tarde y cada uno especuló hasta el final para manejar su pase y obtener mayor rédito económico.

El aprendizaje hizo que durante estos meses, muchos jugadores importantes firmaron sus extensiones de contrato. Tomás Andrade, Lucas Alario, Augusto Batalla, Pity Martínez y Sebastián Driussi renovaron hasta mediados de 2019 y 2020 en algunos casos.

La primera joya en extender su vínculo fue Tomás Andrade. Una de las grandes apariciones de las inferiores tenía contrato hasta mediados de 2017 y firmó hasta mediados del 2020 con una cláusula de rescisión de 15 millones de euros (la anterior era de dos millones de la misma moneda).

Luego llegó el turno de Lucas Alario, aunque su renovación fue mas que nada para aumentar la cláusula de salida (de 15 millones de euros pasó a 18) ya que el delantero tenía contrato hasta junio de 2019. Igualmente se le extendió el contrato por una año más.

Augusto Batalla tenía contrato hasta junio del 2018 y se le extendió por una temporada más. Pity Martínez firmó hasta junio del 2020 con un aumento sustancial de la cláusula de rescisión, que pasó a ser de 15 millones de euros.

El último en firmar fue Sebastián Driussi, cuyo vínculo finalizaba a fines del 2017. El goleador actual firmó hasta mediados del 2019 y su cláusula casi que se triplicó: pasó de seis millones de euros a 15.

El que se quema con leche ve una vaca y llora dice un viejo dicho. Los dirigentes aprendieron de sus errores y le renovaron el contrato por mucho tiempo a las joyas del club, con cláusulas importantes.

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterEmail to someone