Tags:

A las semifinales

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterEmail to someone
las semifinales

A pesar de un nuevo rendimiento colectivo muy flojo, River le ganó a Unión por 3 a 0 y accedió a las semifinales de la Copa Argentina.

River jugó mal pero fue efectivo y pasó a semifinales

El que no vio el partido podría deducir que River jugó un gran partido y apabulló a Unión. Pero lejos estuvo de ser así. El resultado fue mentiroso y no refelejó lo que sucedió durante el transcurso del partido.

El partido arrancó muy favorable para el Millonario ya que a los 5′, Sebastián Driussi abrió el marcador. Tras una gran ejecución de un tiro de esquina por parte de Pity Martínez, el goleador le ganó la posición a su marcador y facturó de cabeza.

En esos minutos, el partido se hizo de mucha ida y vuelta. Unión tuvo el empate en los pies de Soldano pero la pelota se fue al lado del palo. Minutos después, Alario definió de primera tras un centro de Pity, y Nereo Fernández la sacó. En el rebote, Tomás Andrade quiso colocarla al ángulo derecho del arquero pero el balón se fue por encima del travesaño.

A partir de ahí, el equipo cayó en un pozo. Sin Nacho Fernández ni Andrés D’Alessandro, el equipo careció de ideas en ofensiva y nunca hizo pie en el mediocampo, con el doble pivot central compuesto por Leonardo Ponzio e Iván Rossi.

En la segunda mitad, Unión se llevó por delante a River, que no podía mantener la posesión de la pelota. Rolle estrelló un tiro libre en el travesaño y el “Tatengue” tuvo varias aproximaciones que pudieron terminar en gol. Ya sin Rossi en cancha por un golpe en el tobillo derecho, Maidana tuvo que salir por una molestia muscular, y Ponzio pasó a jugar de central. El doble cinco quedó compuesto por Domingo y Arzura.

En un dominio absoluto de Unión, River volvió a sacarle jugo a la pelota parada y llegó el segundo. A los 28′, Arzura entró a la carrera y marcó de cabeza (con desvío en el defensor), tras otra córner ejecutado por Martínez.

El segundo gol fue un golpe de nocaut para Unión. Sobre el cierre del partido, Lucas Alario se sacó las ganas y definió de primera tras otra asistencia de Pity Martínez. El Millo jugó mal pero consiguió el pasaje a las semifinales de la Copa Argentina (el rival saldrá del duelo entre Gimnasia La Plata y San Lorenzo).

Imagen: Prensa CARP

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterEmail to someone